miércoles, 10 de abril de 2013

Mejora Continua vs Mejora en el desempeño


De manera muy frecuente la mayoría de los colaboradores en las organizaciones confunde mejora continua con mejora del desempeño y utilizan ambos términos como equivalentes sin tener en cuenta las profundas diferencias semánticas que los definen. Es bastante común encontrar que la diferenciación no es clara ni siquiera a nivel de personal especializado en las operaciones de los sistemas de gestión que operan en las organizaciones.

Conceptualmente la Mejora representa el proceso de pasar de una condición a otra de características superiores a la condición inicial. En muchos casos este proceso implica incluso un proceso evolutivo hacia condiciones que pueden considerarse superiores a la condición inicial o de partida. En ese contexto el término Mejora Continua representa una evolución permanente de las condiciones actuales para lograr condiciones superiores en la organización. En el contexto de los Sistemas de Gestión la Mejora Continua está reservada para referirse únicamente a todas aquellas mejoras que puedan hacerse al Sistema de Gestión, de manera que, como consecuencia de tener un mejor sistema, el desempeño se mejore de manera natural.

La Mejora en el desempeño es siempre una consecuencia de la Mejora Continua, es decir, los resultados de desempeño van a evolucionar hacia mejores valores en tanto se pueda hacer cambios y transformaciones con creatividad e innovación en nuestros actuales sistemas de gestión por medio de procesos de mejora continua. A continuación veamos algunos ejemplos que pueden mostrarnos la diferencia:

Mejora Continua:
·      Simplificación y reducción de la documentación del sistema
·      Simplificación e integración de los métodos y procedimientos
·      Rediseño y simplificación de los procesos
·      Eliminación de procesos innecesarios
·      Entrenamiento y calificación de colaboradores
·      Integración de sistemas de administración
·      Integración de estructura y responsabilidad organizacional
·      Simplificación del mecanismo de comunicaciones y consulta
·      Incorporación de nuevas variables críticas al planeamiento
·      Aceleración de los esfuerzos de control en auditoria y revisión gerencial
·      Implementación de sistemas de aprendizaje y gestión del conocimiento
·      Centralización orgánica de bases de datos en la organización
·      Automatización de procesos
  
Mejora en el desempeño:

·      Incremento de las utilidades o del EBITDA
·      Reducción en los niveles de riesgo operacional, ambiental o social
·      Reducción en las emisiones
·      Reducción en los costos gestionables
·      Cambios positivos en los Indicadores de gestión de los procesos

Como podemos apreciar la mejora en el desempeño es una consecuencia directa de la Mejora Continua aplicada a los procesos y mecanismos de administración de los sistemas de gestión de las organizaciones. En la medida que podamos tener mejores sistemas de gestión en las empresas, los resultados obtenidos en el desempeño podrán ser mejores, recordando siempre, que además la mejora en el desempeño empresarial es a su vez también un sólido reflejo de la mejora en el desempeño personal de los colaboradores que la componen.